3 consejos para una semana más saludable

Comienza la semana con estos consejos que te ayudarán a mejorar tus hábitos y a tener una vida más saludable.

¡Anímate y haz un cambio en la rutina!

Ensalada en un frasco

elcald

Ensalada en un frasco

Cada vez son más fáciles de encontrar frasos de vidrio tipo mason jar. Aprovecha estos envases para llevar tu colación o almuerzo a la oficina, universidad e incluso para que tus hijos lleven su comida al colegio. Son herméticos, el tamaño es perfecto para empacar la porción adecuada de alimentos y, además, son lindos.

Idea de almuerzo:

  • Quinoa salteada con pollo: saltea la quinoa en aceite de oliva con un poco de ajo, cebolla morada en cubos y pimentones rojos, verdes y amarillos también picados en cubo. Agrega el pollo trozado en cubos y una pizca de sal o salsa de soya. Cuando esté listo, espera que se enfríe antes de meterlo en el frasco.
  • Mix verde: rúcula, brócoli, lechuga y espinaca. Todas estas verduras están cargadas de vitaminas y minerales importantes para tu salud.
  • Zanahoria rallada, para darle un toque dulce a tu preparación.
  • Salsa de yogurt natural: mezcla yogurt natural con un poco de miel y mostaza. Es un gran complemento para esta receta ¡Te encantará!

Agrega en el frasco el mix verde, la zanahoria, la quinoa con pollo y, sobre todo eso, el adherezo de yogurt natural. Se verá muy colorido y eso te animará aún más a disfrutar de tu comida. Lleva tu “ensalada en un frasco” al trabajo o donde quieras ¡y disfruta!

Ensalada en frasco

Comida en frasco, para disfrutar en cualquier parte

Frutas de estación

elcaldKids

Frutas de estación

Recuerda que debes comer entre 3 a 5 porciones de frutas y verduras al día. Aprovecha las frutas y verduras de estación, que en general con más baratas y las encuentras más fácilmente en ferias y supermercados.

¿Cuáles son tus favoritas de esta época del año?

Ejercítate a diario

elcaldKids

Ejercítate a diario

Hay ejercicios que puedes hacer en casa, lo cual es una buena alternativa para comenzar a moverte. Una vez que domines tu rutina de ejercicios en casa, puedes motivarte a ir al gimnasio y seguir un entrenamiento más riguroso o animarte a hacer actividad al aire libre, como trotar.

Algunos ejemplos son:

  • Saltar a la cuerda: no necesitas ir a un gimnasio, puedes hacerlo en casa con pocos materiales
  • Bailar: solo o acompañado, esto es un gran ejercicio aeróbico y que le hace bien a tus huesos
  • Ejercicios en suelo: como abdominales. Asegúrate que sea sobre una superficie lisa y cómoda, para que no dañes tu espalda. En general, son ejercicios de bajo impacto y que te ayudan a fortalecer musculatura y generar hábitos.

 

 

via GIPHY

Comenta con nosotros